Los Golden Globe y Salma Hayek lo indican… los tiempos han cambiado

Comparte en:

Ha sido confirmado: la alfombra roja de los Golden Globe será diferente este año. Y es que, aunque las tendencias no apuntan hacia ese color, serán más de 30 las invitadas al evento que se han unido para asistir vestidas de negro. No porque les encanten los little black dresses (que en estos casos suelen ser los designer black dresses). Sino porque es su manera de protestar contra el acoso y abuso sexual cometido en Hollywood desde hace muchos años.

Y es que, con la denuncia de Rose McGowan contra Harvey Weinstein, se destapó lo que ha sido un secreto a voces. Ya se sabe que Hitchcok se obsesionó con Tippi Hedren, la protagonista de Los pájaros. La película fue famosa, pero la actriz vio cómo su carrera se destruía a partir de esa película. Y no porque el film no fuera taquillero, sino como resultado del acoso sexual del director. “Arruinó mi carrera, pero no mi vida”, diría años después la actriz.

Algo parecido ha dicho Salma Hayek hace pocos días. La famosa actriz mexicana admitió que Harvey Weinstein había sido el monstruo de su carrera. Y con sus declaraciones conocimos el tormento oculto tras la película Frida (por la cual Hayek tuvo contacto con Weinstein): una escena de sexo lésbico no era parte del guion original.

Pero Weinstein quería ver a Hayek haciendo la escena, y amenazó con parar el film si esta no se realizaba. Y esa no fue la única amenaza y tampoco el único abuso. Al contar su experiencia a un medio estadounidense, la actriz expresó lo siguiente:

Los hombres han acosado porque podían (en referencia a Hollywood). Las mujeres están hablando ahora porque, en esta nueva era, al fin pueden”.

Parece ser que Hayek ha dado en el clavo: Los tiempos han cambiado.