Cinco datos curiosos sobre “Thriller”


Una madrugada de 1983, el director estadounidense John Landis se encontraba de vacaciones en Londres cuando, a eso de las dos de la madrugada, recibió una llamada inesperada. Se trataba de un joven Michael Jackson, cuyo sexto álbum de estudio, Thriller, llevaba más de un año liderando las listas de popularidad.

El motivo de Jackson era claro: quería que Landis dirigiera el video para la canción homónima. A pesar de nunca haber escuchado la canción, el director acordó encontrarse posteriormente en Los Ángeles con el artista.

Michael “estaba fascinado con la transformación, quería convertirse en un monstruo”, recordaría más adelante Landis. Y quería convertirse en un hombre lobo para el video de la que sería una de sus canciones más icónicas.

A más de treinta años de la grabación del video, Thriller nos sigue fascinando.

Michael Jackson, en su video Thriller. Vía YouTube.

La mayoría hemos visto este video musical, pero hay, todavía, algunos datos curiosos sobre este que son poco conocidos. Aquí te dejamos cinco datos curiosos de Thriller:

N.º 1: El video es una metáfora sobre la pubertad. Es decir, pasar por esa etapa es parecido a transformarse en hombre lobo

Como si las espinillas no fueran suficiente, Jackson convirtió la adolescención en un período lobunesco. Vía Bloody Disgusting.

Para John Landis, el proceso de transformación e hipermasculinidad personificada en la figura del hombre lobo refleja los cambios físicos que sufre un joven que ingresa a la adolescencia.

Algo interesante es que Thriller no fue la primera experiencia del director con la criatura mitológica. Y es que la principal motivación de Jackson para proponerle dirigir el video fue que le encantaba el trabajo que el director había realizado en la película An American Werewolf In London.

N.º 2: The Making of Thriller: un método para que el video fuera rentable

Si el video no era rentable, el tras bambalinas debía serlo. Vía Mjvibe.

Thriller tomó cuatro días de grabación, necesitó de efectos especiales y requirió de 10 días de ensayos coreográficos… con tantos preparativos, no es de extrañar que el presupuesto rondaba los USD 900,000.

Ante la necesidad de encontrar financiamiento para el video, el productor George Folsey, Jr. propuso la creación de un documental del detrás de escenas del video musical, para que pudiera ser vendido a las cadenas televisivas.

MTV y Showtime pagarían USD 250,000  y USD 300,000 respectivamente por los derechos del documental de más de una hora.

N.º 3: Un proyecto para alimentar la vanidad: Michael quería ser un hombre lobo

En la presentación de una versión 3D del video en el Venice Film Festival, John Landis admitió que “[Thriller] no fue la gran idea de nadie, no era ningún plan de negocios brillante.”

El director añadió: “Fue un video de vanidad, porque Michael quería ser un monstruo. Y todo lo que vino, evolucionó de eso, fue espectacularmente exitoso y yo estaba totalmente sorprendido”.

Así que, aunque surgió por un capricho de Michael, el proyecto pronto sobrepasó sus expectativas.

N.º 4: Es y ha sido el video más exitoso de todos los tiempos

Vía Genius.

Hasta la fecha, el álbum Thriller de Michael Jackson se posiciona, con un aproximado de 50 millones de copias vendidas, como el disco más vendido de la historia.

Por su parte, el video ganó premios como el Grammy, People Choice Award y MTV Music Video Award. En 2009, y a razón de su impacto en la cultura estadounidense, se convirtió en el primer video musical en ser introducido en el registro filmográfico del National Film Preservation Board. Tales distinciones le valieron el calificativo del mejor video de la historia, según una encuesta de Music Radar.

N.º 5: Disputa legal: en toda sopa (por muy deliciosa que sea) siempre hay una mosca

En el video hubo romance. En la vida real, pleito legal. Vía Hollywood Show.

Tras el inesperado éxito de Thriller y con el paso de los años, las disputas legales sobre las regalías del video no han faltado. En 2012, después de tres años de pleitos legales, se llegó a un acuerdo con John Landis y George Folsey, Jr. quienes alegaban que se les debía una cantidad de USD 2.3 millones en concepto de regalías.

En 2017, y tras la publicación de la versión 3D del video, la actriz Ola Ray, protagonista del corto, anunció que interpondría una demanda, porque no se le dieron las regalías de la nueva versión del video.

Y para terminar este artículo, solo nos queda recordar el famoso coro del que es uno de los videos más famosos de la historia:

Cause this is thriller
Thriller night
And no one’s gonna save you

From the beast about to strike
You know it’s thriller
Thriller night
You’re fighting for your life
Inside a killer thriller tonight, yeah
Ahahahahahahahaha
I’m gonna bring it tonight