Renacer de la ceniza: una reseña de Ibeyi


Renacer de la ceniza: una reseña de Ibeyi
8Overall Score

El dúo está afincado en Francia. Vía Blankets & Wine.

Ash es el segundo disco de estudio del dúo Ibeyi, el cual, traducido de la lengua africana yoruba, significa “gemelas”. La selección de un nombre en yoruba no es casualidad: desde su debut, Ibeyi, el dúo de hermanas franco-cubanas, ha insertado en sus composiciones una combinación de vocales predominantemente en inglés y yoruba; y, en menor medida, en inglés y español.

Canciones como Valé y Ash dan cuenta del interés de las hermanas Naomi y Lisa-Kaindé Díaz por rescatar cantos tradicionales de la etnia yoruba, originarios de Nigeria y utilizados en la práctica ritual de la santería, que fueron exportados a Cuba como producto derivado de la esclavitud durante la época de la Colonia.

Las doce pistas del álbum evocan un sentimiento tribal a través de las percusiones. El orgullo que se percibe de las compositoras, respecto a su ascendencia franco-cubana, se traduce en la selección de tambores Batás, presentes en la cultura de Cuba como parte de los rituales de la etnia yoruba, y su combinación con máquinas de percusión eléctricas.

La etnia Yoruba es originaria de Nigeria. Vía CometoNigeria.

“Todo nuestro trabajo […] es sobre encontrar un equilibrio […] Esa es la cosa más importante”, explicaba Lisa-Kaindé, en una entrevista con la revista Remezcla: “Equilibrio entre ella [Naomi] y yo, equilibrio entre nuestra herencia cultural y la música que descubrimos cada día”.

Líricamente Ibeyi procura no obscurecer su mensaje. Las artistas franco-cubanas se expresan en afirmaciones directas contra prejuicios de género, la desvalorización del papel de la mujer y las relaciones desiguales de poder en la sociedad.

En No Man Is Big Enough for My Arms, Ibeyi hace sample de un discurso pronunciado por Michelle Obama a finales de 2016, en el marco de la campaña presidencial de Hillary Clinton. En él, Obama se pronunciaba abiertamente en contra del entonces candidato presidencial Donald Trump, y los comentarios en que este se jactaba de acosar sexualmente a mujeres valiéndose de su estatus como “estrella”. La ex primera dama estadounidense recordaba sin vacilar a la audiencia que “la medida [de desarrollo] de cualquier sociedad es cómo trata a sus mujeres y niñas”.

Ash fue producido por el británico Richard Russell, fundador de XL Recordings. Vía Genius.

Deathless presenta las escenas fragmentadas del encuentro de una joven de 16 años con un policía racista, en un subterráneo parisino. La canción constituye un himno dedicado a todas las minorías alrededor del mundo, que se enfrentan al abuso policial institucionalizado e imponente exclama: “¡Somos inmortales!”.

En el podcast Song Exploder, Lisa-Kaindé reveló que la inspiración tras la letra parte de su experiencia personal: “Estaba en el subterráneo rumbo a mi clase de piano y tengo a un policía preguntando: ‘¿Cuál es tu nombre? […] ¿fumas?, ¿consumes drogas?’, y cada vez se acercaba más a mi rostro […] entonces lo que pasó fue que tomó mi bolsa y vació todo su contenido en el suelo. Y entonces se dio cuenta de que estaba leyendo un gran libro y vio una partitura de Chopin […] Se congeló, y creo que pensó: ‘Puede que [ella] tenga un poco de inteligencia’. Así que paró, me dio mi bolsa vacía en la mano, y se fue”.

Video oficial de la canción Deathless. Vía YouTube.

En canciones como Me voy, el empleo de auto-tune en las voces de Naomi y Lisa-Kaindé parte más de una decisión artística que de necesidad. La inclusión de vocales procesadas y el tono distorsionado parece coincidir con aquellas canciones que tocan temas menos trascendentales a un contexto mundial.


Vídeo oficial de Me voy. Vía YouTube.

De izda a dcha. Naomi y Lisa-Kaindé Díaz. Vía MetroLyrics.

Ibeyi se muestra consistente con el estilo particular que viene desarrollando desde su primer álbum, aunque favoreciendo un sonido más contemporáneo y enérgico que el más contemplativo y melancólico Ibeyi. La formulación directa de su mensaje, en lugar de simplificar la problemática que inspira la composición, la hace cobrar mayor potencia. Líricamente se exploran tanto temas sociales de relevancia internacional, como temáticas más adscritas a la identidad personal de las artistas.

Ash está disponible en Spotify, iTunes, Amazon y XL Recordings.