Del romanticismo de las palabras a la belleza del cine: “El amor en los tiempos del cólera”

“El amor en los tiempos del cólera” es de esas novelas que nos hacen preguntarnos si vale la pena toda una vida de ausencia y soledad si, al final, nos aguarda el amor.

¿Cuánto tiempo esperarías por el amor verdadero? ¿Meses, años? ¿Y qué tal esperar 51 años, 9 meses y 4 días? Eso es lo que Florentino Ariza esperó por el amor de Fermina Daza, los personajes principales de mi novela favorita de Gabriel García Márquez: El amor en los tiempos del cólera.

Esta novela fue publicada en 1985, y es una de las más hermosas de la prolífica producción del escritor y periodista colombiano. Su ambientación es en una lejana Colombia de finales del siglo XIX, en las altas esferas de la sociedad colombiana. Esta es una ambientación que, aunque sin ser precisa, permite imaginar un pasado luminoso, con la efervescencia del trópico y la suntuosidad de un entorno en el que convergen las diferentes capas sociales.

pareja 3 el amor en los tiempos del colera guddi
“Amor del alma de la cintura para arriba y amor del cuerpo de la cintura para abajo”. Vía El Espectador.

Sin embargo, al margen de su telón de fondo, la historia que el gran Gabo nos presenta está enriquecida con detalles propios de su pluma que rezuma realismo mágico, romances atípicos y existencias que merecen ser retratadas y que se han quedado para siempre en la historia de la literatura. Realismo mágico que llega al punto de comparar el enamoramiento con la peste de cólera que diezma a la población en una parte de la historia.

Esta obra es la prueba de la maestría del escritor ganador del Nobel, que se convierte en un relato de un amor arrebatado que se enciende y atraviesa lugares y tiempos. Florentino Ariza es un joven que cierto día llega a dejar un telegrama a la casa de un nuevo mercader, Lorenzo Daza. Allí sus ojos se posan en Fermina y desde entonces en su corazón no existirá ninguna otra mujer. Por lo menos, una que permanezca en su mente y en su corazón a pesar del paso del tiempo.

florentino el amor en los tiempos del colera guddi
“Lo único que me duele de morir, es que no sea de amor”, es una frase memorable de este libro y que es pronunciada por un tío de Florentino. Este último, aunque mantenía su corazón apegado al amor por Fermina, siguió los pasos de su progenitor (quien era conocido por ser mujeriego) y era gratamente correspondido. Según el relato, Florentino llegó a tener más de 620 encuentros amoroso. Vía biografíasyvidas.com.

Sin embargo, algo muy típico se atraviesa en el camino de ambos, a pesar de que el romance se alimentó con un constante intercambio de cartas: la negación del padre de Fermina, quien tiene ambiciones de poder y ve en Florentino a un joven poco prometedor para su futuro. Así, se lleva lejos a Fermina y comienza la odisea de este amor.

Curiosamente, en el libro Vivir para contarla García Márquez señala que al menos el elemento de la separación sí está basado en un hecho real: el romance de sus padres. Su madre y su padre fueron separados aunque se amaban, y por esa razón idearon una manera muy curiosa para mantenerse en comunicación. Al final, sin embargo, los padres del escritor lograron casarse y conformar una familia, y fue la historia de su romance el que prendería la imaginación del que sería uno de los mejores literatos latinoamericanos, y se convertiría en el insumo que le permitiría construir una historia impresionante.

Shakira se convenció de interpretar algunas canciones para la película, pues era cercana a Gabriel García Márquez. Tráiler oficial de la película. Vía YouTube.

Lo que resulta curioso, cuando lees la historia o ves la película, es la manera en que Florentino cuida de mantener viva su ilusión por la joven Fermina, a pesar de los años y de los múltiples amoríos en los que él no escatima en sentimientos y atenciones. La historia da un giro de tuerca cuando, en cierto momento, Fermina y Florentino se vuelven a encontrar y todo pareciera indicar que, por fin, podrán concretar el amor que habían alimentado por casi un año de telegramas… un año en el que el siguiente paso se queda estancado cuando Fermina decide retroceder, y convertirse en la ilusión inalcanzable de Florentino, que se convierte en el testigo de toda una vida entre la mujer que ama y el esposo que la acompaña, y los hijos que pueblan su existencia.

Es pues, una historia de amor: a punto de concretarse, tormentoso, en las que las diferencias sociales y de personalidad, así como las trabas del entorno, impiden que los amantes se acerquen. Es, a la vez, un relato sobre la vida: sobre vivir esperando, conociendo y experimentando el placer sexual, y a la vez albergar en la memoria emocional un sentimiento anclado a alguien cuyo lenguaje sexual no se conoce, pero que ha cautivado como un huracán la vida del otro.

También es un relato sobre el poder de la espera. Sobre lo que implica amar de verdad y sobre cómo la sexualidad es un vehículo para conocer el amor, pero que no es el amor en sí mismo… Es un microcosmos sobre lo que significa desear y querer a alguien a través de diferentes etapas de la vida, y sobre cómo esas emociones y sentimientos persisten cuando son en verdad reales.

foto el amor en los tiempos del colera guddi
“En el curso de los años llegaron por distintos caminos a la conclusión sabia de que no era posible vivir juntos de otro modo, ni amarse de otro modo: nada en este mundo era más difícil que el amor”. Vía Cultura Colectiva.

Esta historia de amor, que atraviesa el tiempo y la edad, ha sido inspiración para múltiples artistas y escenas que son parte de la cultura popular. ¿Eres fan de How I Meet Your Mother? Entonces debes saber que Ted leía El amor en los tiempos del cólera, precisamente cuando conoció a su futura esposa. Otra producción fílmica que hace uso del recurso de la novela es la cinta Señales de amor, donde una chica hace una anotación en un ejemplar de la novela… que termina siendo la novela de Gabriel García Márquez.

Y si te gusta La mosca, el grupo musical argentino, el video En la próxima vida hace una alusión directa a la película, adaptada en 2007, y estelarizada por Javier Bardem, como Florentino, y por Giovanna Mezzogiorno, como Fermina. Asimismo, Calle 13 menciona a la novela en su icónica canción Latinoamérica.

Sin duda, una canción y un video que, de forma condensada y moderna, cuenta la historia de una de las parejas de amantes más famosas de la historia. Vía YouTube.

También la letra de la canción “Perdida”, de Tan Biónica, hace alusión a la historia de Gabo. Vía YouTube.

Y “Florentinos y Ferminas”, de Los Caligare, es otra alusión musical a la novela. Vía YouTube.

“Latinoamérica”, de Calle 13, es la otra producción que hace de la mención de la novela de Gabo un estandarte y simbólico ícono latinoamericano. Vía YouTube.

La adaptación de esta novela ha sido la primera del gran Gabo en ser llevada al cine, y fue dirigida por Mike Newell, también director de Cuatro bodas y un funeral. Aunque buena parte del contenido de la novela ha sido resumido, y las críticas —en muchos sentidos— no le han favorecido, no deja de ser una maravillosa representación de una historia que ha llegado para quedarse.

La música de la película, por su parte, cuenta con canciones originales compuestas por Shakira, y en la voz de la cantautora. Quizás ese sea uno de los puntos a favor que más destaca de esta producción, a tal punto que una de las canciones originales (de nombre La despedida) fue nominada, en 2006, al Globo de Oro a mejor canción original. Por su parte, otro punto a favor de esta película es la suntuosa fotografía que recrea una idílica época postcolonial, en la ciudad donde se desarrolla la trama (debo admitir que mis escenarios favoritos son los del río Magdalena y los vapores que lo cruzan de puerto a puerto).

pareja2 el amor en los tiempos del colera guddi
“Aquella indiferencia hacia él no era más que una coraza contra el miedo”. Vía sincroguía.tv.
pareja el amor en los tiempos del colera guddi
“La memoria del corazón elimina los malos recuerdos y magnifica los buenos, y gracias a ese artilugio logramos sobrellevar el pasado”. charahadas.com.

“Tenía que enseñarle a pensar en el amor como un estado de gracia que no era un medio para nada, sino un origen y un fin en sí mismo”. Vía YouTube.

Esta es, pues, una joya literaria que nos permite soñar, sin despegar los pies del suelo. Nos permite creer que el amor puede ser duradero, firme. Y que si no se cuenta con ambos pilares, quizá baste con uno para revivirlo.

No te preocupes, entonces, si el verdadero amor no ha tocado a tu puerta, si vas de relación en relación, o si tienes una compañía formal y sientes que no ha llenado tus expectativas. El amor puede tardar casi 50 años… pero si está escrito que debe llegar, llegará.

vejez el amor en los tiempos del colera guddi
Fermina: “¿Cuánto tiempo vamos a seguir en este ir y venir del carajo”. Florentino: “Toda la vida”. Vía El Espectador.

 

 

 

Miriam García

Con una taza de café está lista para enfrentar la página en blanco. Leer muchísimo es una de las actividades favoritas de Miriam, quien es Licenciada en Periodismo. Disfruta conocer y aprender cosas nuevas; para poder escribir sobre ellas. Es coordinadora editorial del periódico digital Vanguardia El Salvador y productora del programa radial “El Mural.” Ha publicado artículos en la revista digital “Contracultura”. Algunos de sus poemas están en las antologías “Invisibles”, “Torre de babel” y “Las muchachas de la última fila.”

No Comments Yet

Leave a Reply

Your email address will not be published.